sillas-de-ruedas-electricas-consejos

¿Cómo elegir correctamente una silla de ruedas eléctrica?

Si ha llegado el momento de comprar una silla de ruedas eléctrica lo más probable es que ya estés mareado o mareada de tantos modelos que existen en el mercado y de precios tan distintos. Las sillas de ruedas eléctricas son aquellas capaces de transportar al usuario discapacitado sin necesidad de propulsarlas manualmente, algo que facilita mucho la vida de la persona que debe ocuparla.

En este artículo te daremos algunos consejos para elegir la mejor silla de ruedas y que se adapte a la perfección a las necesidades del usuario discapacitado a utilizarla. Sin duda alguna las sillas de ruedas eléctricas son necesarias para todas aquellas personas discapacitadas que les sea imposible llegar a propulsarse con una manual, este tipo de silla de ruedas les permitirá tener un mínimo de movilidad de forma autónoma y aumentar así su calidad de vida.

Motor de la silla de ruedas

Los motores de las sillas de ruedas se diferencia principalmente por los tipo Brushless o los de Escobillas. Los motores Brushless se consideran con una vida útil y resistencia más larga, debido a que su propio funcionamiento tiene un menor desgaste. A la vez se trata de motores que no requieren de un continuo mantenimiento y los motores son más pequeños, algo que las hace incluso más ligeras y también estéticamente más estilosas.

Los motores de escobillas para las sillas de ruedas pueden ofrecen un precio menor, aunque su principal desventaja es el desgaste, lo más probable es que la durabilidad sea menor.

 

Baterías de la silla de ruedas

En lo referente a las baterías encontramos dos principales tipos, las de litio y las de gel. Las baterías de litio para la silla de ruedas ofrecen una mayor durabilidad y a la vez son mucho más ligeras. Su principal inconveniente es el precio considerablemente más elevado.

Las baterías de gel para la silla de ruedas han sido hasta ahora las más usadas por un precio más reducido, el problema es que necesitan mantenimiento y control. Se aconseja siempre finalizar las cargas de ciclo en las baterías de gel, de lo contrario pueden estropearse rápidamente. Son más pesadas e incómodas de transportar, y a la vez no se pueden subir a un avión, algo que deberás tener en cuenta si hay que viajar.

 

Movilidad y transporte de la silla de ruedas

Las sillas de ruedas eléctricas también pueden llegar a ser plegables igual que pasa con las manuales. La única diferencia es que debemos desmontar las baterías, como hemos comentado anteriormente, las mejores son las de litio, más para sillas de ruedas plegables que deben viajar. Pues nos ahorramos el problema de los aviones y dispondremos de una batería mucho más ligera.

La principal diferencia entre una silla de ruedas plegable y un modelo que no es que las primeras ofrecen la mayor comodidad para viajar y para ser transportadas, mientra que las segundas ofrecen una mayor resistencia y solidez del chasis haciendo de la silla mucho más rígida y compacta.

 

Funcionalidades de la silla de ruedas eléctrica

Para terminar, encontramos múltiples características que diferencian las sillas de ruedas eléctricas dependiendo de las necesidades del discapacitado. Entre las más destacadas encontramos sillas capaces de subir por los bordillos de la calle u otras que les es imposible.

Los respaldos y apoyabrazos también ofrecen diferencias considerables, estos pueden ser inclinables o no, y a la vez pueden usar sistemas eléctricos para que el propio usuario lo pueda ajustar o bien manuales para que sea un tercero el que lo modifique manualmente.

Otra funcionalidad interesante es la del mando, pues el acompañante podrá guiar también la silla de ruedas a distancia para ayudar a la persona discapacitada.

Por último, las características de bipedestación, es decir, la capacidad de la silla de ruedas para poder levantar y propulsar a la persona con su propio motor. Esto es algo muy útil para levantar e incorporar la persona discapacitada en otra silla, en la cama o el sofá.

 

Diferencias entre las sillas de ruedas y las scooter

Si tienes la duda acerca de las sillas de ruedas eléctricas o las scooter aquí trataremos de darte algo más de información. Las sillas de ruedas eléctricas siempre serán más cómodas para aquellas personas con grados de discapacidad elevados, pues simplemente se requiere dos dedos para hacerlas funcionar. Las scooter requieren para su manejo el uso del manillar.

El espacio es otro de los puntos relevantes a valorar, pues las sillas de ruedas eléctricas son incluso plegables en muchos de sus modelos mientras que las scooter siempre serán más grandes y pesadas, llegando a ser problemáticas si es necesario subirlas a cualquier tipo de transporte público o a un piso que no sea un bajo. Del mismo modo la movilidad entre pasillos estrechos y ángulos de 90 grados es mucho más sencilla con una silla de ruedas eléctrica.

Referente a la autonomía, a pesar de que el distinto uso de baterías puede variar considerablemente se puede llegar a decir que una silla de ruedas eléctrica tiene por norma general más fuerza y autonomía que una scooter.

A continuación os dejamos dos enlaces donde podéis ver y comparar los modelos de sillas de ruedas eléctricas: https://www.ortopediagt.com/sillas-electricas/ y los principales modelos de scooters para discapacitados existentes en el mercado: https://www.ortopediagt.com/scooters/

 

Esperamos que estos consejos os sean de ayuda para elegir correctamente la silla de ruedas eléctrica que mejor se adapte a las necesidades a cubrir, como siempre, pueden utilizar nuestra sección de comentarios para exponer sus dudas y profesional les responderá para tratar de solucionarlo cuanto antes.